Estatua

Tengo frío. Está oscuro y siento como mi alma cae rendida a mis gélidos pies.

Intento moverme, seguir adelante. Pero mis movimientos son demasiado pesados para avanzar.

Todo se paraliza, empiezo a convertirme en estatua y el frío que notaba desde mis adentros se transforma en soledad.

Ahora incluso mis piernas son de piedra, intento romper cada una de las capas en las que se está convirtiendo mi cuerpo. Pero solo consigo hacerme daño y sufrir un poco más.

Me siento desvanecer. No caigo porque mis duras extremidades me mantienen en pie, pero yo ya no doy más de mi. Yo ya no soy yo. He dejado de ser ligera y liviana para convertirme en una masa compacta de polvo y tierra.

Ansío que alguien pueda sacarme de aquí, sueño con un salvador de fuertes brazos. Que pueda romper mi caparazón y me devuelva mi ansiada libertad.

Lucho contra ese pensamiento, porque me enseñaron que solo uno mismo puede ser capaz de salvarse.

Pero los cuentos de princesas hiceron mucho mal. Y en el más recondito hueco de mis pensamientos, añoro otro final.

Nos leemos pronto

Caroline

Advertisements

4 thoughts on “Estatua

    • Gracias por tus palabras, Bettie. Nunca se me habría ocurrido calificarlo de poético, más bien, pensamientos que se agolpan en mi cabeza buscando una salida y me toca plasmarlo en las notas del aifon para sentirme un poco mejor 😉 jajaja

      M'agrada

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s